viernes, 13 de febrero de 2015

Biosfera erreserbatua

Busturialdeko kostaldean zundaketa hidraulikoa egiteko baimena dauka Frontera Energy enpresak. ‘Geminis’ dauka proiektuak izena. CC BY-3.0-ES 2012/EJ-GV/Irekia-Eusko Jaurlaritza/Mikel Arrazola

lunes, 9 de febrero de 2015

Otro Elemento del Patrimonio Historico-Artistico en peligro


Vista de la Fachada Sur-Este de Agarre o Atxerri

Busturia a 8 de febrero 2.013

Que tanto por la prensa local, como por lo publicado por la revista local “berrietan berri”, y ahora por dos documentos a los que hemos tenido acceso en relación a los planes que parecen tener los gestores del Ayuntamiento de Busturia de realizar obras en un caserío protegido de Altamira para convertirlo en 8 viviendas de VPO.

El caserío Agarre o Atxerri, sito en el numero 16 de Altamira tiene 660 metros cuadrados (21x16mts) en dos plantas y un pequeño camarote cuya altura no supera los 1,80 metros de altura en el lugar mas favorable es un edificio singular de interés local (protegido en la actual Normativa Urbanística de Busturia) por su estructura de entramado de madera y su sistema constructivo.

Según el Artículo 265 de las Normas Subsidiarias de Busturia “se entiende por edificación protegida a la que por su singularidad constructiva o por sus valores estéticos o histórico-artísticos se distingue entre las existentes, debiendo ser objeto de conservación y mantenimiento”.

Por su disposición, ubicación y su pequeña parcela receptora del edificio, en el mismo es casi imposible ubicar 8 viviendas que cumplan los requisitos de diseño para viviendas de protección publica impuestas en la normativa vigente; superficie útil mínima mayor de 45 metros útiles (54 m2 construidos) , con sus balcones tenderos, ascensores, con sus portales y escaleras, cuartos de servicios, camarotes, garajes... sin vaciar el interior y sin derribar la actual estructura de madera y muros portantes del caserío.

Además de la afección al patrimonio histórico-artístico de Busturia que supondrían esas obras, habría que tener en cuenta el sobre-costo (valorado en un 20% por técnicos en la materia) de una obras de restauración tienen en un edificio en el que se pretenden meter con calzador 8 viviendas de VPO, en un edificio que el propio Ayuntamiento reconoce estar en "fuera de ordenación" urbanística.Por ello su existencia es tolerada y en ellos podrán efectuarse obras de consolidación, adecenta-miento y reforma interior, no pudiéndose ampliar en ningún sentido, ni en planta ni en perfil altimétrico, y en caso de derribo voluntario o por causas naturales no podrán reedificase.

Que, en contra de lo que dice erróneamente el Departamento de Cultura, el caserío Atexerri o Agirre-Nagusia se encuentra protegido por su interés histórico-artístico a propuesta del Gobierno Vasco desde 1991 en su listado de bienes culturales, y por ello esta recogido en la normativa urbanística local que lo incluyen como elemento protegido al propio edificio (también a su “Labagela” anexa lo estaría) por su Interés Histórico-Artístico, recogido en el artículos 264 y 265 con el código número 48021COODO56, y por ello se halla grafíado en el plano nº 3-11 de las Normas Subsidiarias de Planeamiento con una “C” de catalogado, si bien en el listado se le denomina “Atxerri” y no Agarre o Agirre-Nagusia, por lo que parece que estamos ante una confusión administrativa, inducida por un error de Toponimia.

Sin embargo, el mismo informe dice "que los valores patrimoniales y culturales del caserío Agirre-Nagusia de Altamira, en el termino de Axpe-Busturia, son suficientemente notorios para que sea incluido en el Inventario General de Patrimonio Cultural Vasco, mediante la oportuna tramitación del correspondiente expediente por parte de Departamento de Cultura del Gobierno Vasco". Es decir que no solo esta protegido por su interés local, si no que debería estar por sus valores superiores de nivel de la C.A.P.V.

Agarre y Txirapozu fueron propiedad de JM Uzelai
Según el mismo documento los valores patrimoniales y Culturales se materializan en los siguientes elementos y circunstancias; por un lado, por su interés arqueológico dado que se detecta importantes rastros de una cabaña medieval, por otro lado, la pervivencia de un caserío renacentista del primer tercio del siglo XVI tanto en volumen y ocupación, como en la materialidad de lo construido.

Estos hechos limitativos, no deberían ser una sorpresa para el Ayuntamiento de Busturia, dado que así lo ha expresado hasta la saciedad ZAIN DEZAGUN URDAIBAI Elk. en las alegaciones que se han venido presentado al PGOU de Busturia desde 2010, todo ello, a la vista de las planes de las dos ultimas corporaciones del Ayuntamiento de Busturia sobre el edificio, si bien como es evidente por las razones que el Gobierno Local conocerá se persiste en mantenerse en la peor de las soluciones posibles.

Existen alternativas mas que viables

La realidad actual del parque de vivienda en suelo urbano es que hay un parque de 1.011 viviendas ya construidas, pero con mas 571 desocupadas o de segunda residencia, y que en los últimos 15 años solo se han ejecutado 40 viviendas protegidas, siendo las demás 130 viviendas ejecutadas de venta “libre”. En este contexto, no podemos pasar por alto que Busturia tiene actualmente calificadas 30 viviendas protegidas o VPO en Izpillueta-Mahazti (Axpe) y 12 mas en Arriona-Orgaretxe (San Bartolome), y tiene apalabrada su compraventa por un precio concreto con la mayoría propietarios de las parcelas afectadas.

Es curioso que la propia Unidad Urbana Agarre (Articulo 251 de las NSPU) permite la construcción de 8 viviendas en hilera sobre una parcela de 4.000 metros, que recogería sin duda alguna igual numero de viviendas de VPO como las ejecutadas por el Ayuntamiento de Murueta en el barrio de Eleizalde que curiosamente se ha desechado, sin que se haya dado explicación alguna sobre tal hecho.

Existe un compromiso municipal de repartir en todas las Unidades Urbanas Busturia las viviendas de VPO a realizar, y de cumplir en su totalidad con lo dispuesto en la Ley Vasca del Suelo sobre la necesidad de calificar el 60% del suelo urbano para ello. Al menos así lo decía en una revista monográfica sobre Vivienda editada hace cinco años. Si fuéramos consecuentes con lo que publicamos en "Berrietan Berri", hacia allí tendrían que haber conducido su esfuerzo administrativo nuestros gobernantes; por ofrecer una solución constructiva mas racional, mas barata y conforme con los requisitos de diseño mencionados, y por supuesto, desechar las que afectan a elementos protegidos por interés medioambiental (caso Presape) o cultural(caso Agirre-Nagusia).

Por ello hemos hemos presentado unas alegaciones y solicitado que se formara una comisión especial municipal, abierta y publica, para debatir este asunto y conseguir el mayor consenso social posible en materia de vivienda, medio ambiente, patrimonio y urbanismo.

ZDU Busturia.